top of page
Buscar

Despido Justificado e Injustificado

El despido justificado e injustificado son términos que se utilizan para describir diferentes formas de terminación del empleo en función de las circunstancias y motivos que llevan a la decisión. Aquí te explico cada uno de ellos:

Despido Justificado:

El despido justificado, también conocido como despido con causa o despido por justa causa, se refiere a la terminación del contrato laboral de un empleado debido a motivos específicos y legítimos que se consideran graves y que violan las obligaciones y responsabilidades del empleado en relación con su trabajo. Estos motivos pueden variar según las leyes laborales de cada país y los términos del contrato de trabajo, pero suelen incluir:

  1. Falta Grave: Comisión de faltas graves, como robo, fraude, abuso de recursos de la empresa, violencia en el lugar de trabajo, etc.

  2. Incumplimiento del Contrato: No cumplir con las obligaciones laborales establecidas en el contrato, como asistir al trabajo regularmente, realizar tareas asignadas, etc.

  3. Falta de Rendimiento: Desempeño laboral insatisfactorio después de advertencias y oportunidades de mejora.

  4. Faltas Disciplinarias: Violación de políticas y reglamentos de la empresa, como el uso indebido de internet, incumplimiento de normas de seguridad, etc.

  5. Desobediencia Grave: Ignorar instrucciones directas del empleador que afectan negativamente la operación o seguridad del lugar de trabajo.

En un despido justificado, el empleador tiene razones legales y sólidas para poner fin al contrato laboral sin otorgar indemnización adicional o aviso previo, ya que el empleado ha incumplido gravemente sus obligaciones.

Despido Injustificado:

El despido injustificado, también conocido como despido sin causa o despido improcedente, ocurre cuando un empleado es despedido sin que existan razones válidas o justificadas según las leyes laborales. En este caso, el empleador no puede demostrar que el empleado cometió faltas graves que justifiquen su terminación. El despido injustificado puede dar lugar a reclamaciones legales y compensaciones económicas para el empleado, como indemnización por despido o reintegro al trabajo, dependiendo de las leyes laborales del país.

Es importante destacar que las leyes laborales varían en cada país y pueden definir y regular los términos y condiciones de los despidos justificados e injustificados de manera diferente. Si te encuentras en una situación de despido, es recomendable consultar con un profesional legal o laboral para entender tus derechos y responsabilidades de acuerdo con las leyes aplicables en tu jurisdicción.



4 visualizaciones

Comments


bottom of page